domingo, 23 de mayo de 2010

Fin de semana..

 Tengo varios recuerdos vagos de mi infancia,
veo a la niña tímida, pero feliz,
despreocupada por lo que giraba alrededor.

Viviendo en su mundo día a día,
sin pensar en el pasado, ni en el presente,
sin pensar en mucho menos en el futuro incierto que le esperaba.

Ese futuro que en alguna ocasión anheló a que llegara a pasos agigantados, 
pensaba que al cumplir la mayoría de edad sus problemas se resolverían,
no obstante sin imaginar que lo compondría solo sueños no alcanzados, 
sueños no iluminados por densa oscuridad.

Aun la veo con el anhelo de convertirse en una gran mujer,
una buena hija, gran amiga, una buena mujer,
lo cierto es que ahora nada de eso se ha realizado,
su vida ha quedado truncada por un sueño el cual pensó
que una vez lográndolo el mundo entero se pondría a sus pies.

Ahora esa niña convertida en un cuerpo mas,
ve tristemente como su vida va pasando,
como llega a ella gente que ha dejado huella,
otros tanto que son sólo un recuerdo amargo en el presente.

Sigue viendo en sus sueños a una persona que estuvo con ella,
la cual nunca se dio cuenta que, tal vez, llegaría a ser su amor...
una persona que vivía de cuestionamientos y pensamientos grandemente perdidos en el olvido.

Recuerda aun cuando la conoció,
desde el momento en que la vio a los ojos supo que dejaría huella en ella,
con ese gesto que hizo con la cabeza supo que ni todas las aguas del Atlántico apagarían esa chispa
que había hecho crecer en su corazón y que mas tarde se convertiría en fuego, 
gracias a sus caricias, miradas, tratos y besos.

Ella sabe bien que nunca podrá tenerla junto a ella por el resto de su vida,
sabe bien que primero caerán las estrellas del cielo sin quedar una sola que ilumine el Firmamento,
sabe que tendrá que ocurrir algo semejante antes de pensar que estará ahí para siempre,
porque nada es para siempre,
simplemente sabe bien que eso nunca ocurrirá...

Es por eso que sólo recurre a sus recuerdos que un fin de semana vio todo a color.

Sólo se refugia en sus pensamientos y sus ideales.

Sigue flotando en la burbuja de jabón que ella misma se ha creado como protección,
burbuja de jabón que a veces se vuelve de hierro y a veces de hielo por temor a ser destruida,
pero lo que si nunca olvidará es que sigue siendo tan sólo una burbuja de jabón y como todo mundo sabe, algún día explotará....
Publicar un comentario